¿Cómo se coloca la epidural en el parto?

¿Cómo se coloca la epidural en el parto?

El parto es un momento emocionalmente intenso y físicamente exigente para las mujeres. La epidural es uno de los métodos más populares para aliviar el dolor durante el parto. Pero ¿cómo se coloca la epidural en el parto? En este artículo, hablaremos sobre la epidural, cómo se coloca y qué esperar durante el procedimiento.

La epidural es un anestésico local que se administra en la columna vertebral para aliviar el dolor. Durante el parto, la epidural se coloca en la región lumbar de la columna vertebral. Esto bloquea la transmisión del dolor desde el útero y la vagina al cerebro. Las mujeres que optan por este método de alivio del dolor durante el parto suelen informar que experimentan un gran alivio del dolor sin pérdida total de la sensación y la movilidad.

¿Cómo se coloca la epidural en el parto?

Antes de colocar la epidural, el médico debe asegurarse de que la madre esté sana y que no tenga ninguna contraindicación para la colocación de la epidural. También se requerirá una vía intravenosa para administrar fluidos y medicamentos durante el parto. Después de que se hayan completado estas tareas, el médico preparará a la madre para la colocación de la epidural.

El médico colocará a la madre en una posición fetal que le permita mantener la columna vertebral curvada hacia adelante. Luego, el médico limpiará la piel de la madre e inyectará un anestésico en la piel y los tejidos profundos para aliviar el dolor en el lugar donde se insertará la epidural.

Una vez que se ha aliviado el dolor en el sitio de la inserción, el médico utilizará una aguja especial para insertar la epidural en el espacio epidural justo por encima de la médula espinal. Se administrará agua y medicamentos a través de la aguja para ayudar a localizar el espacio epidural y asegurarse de que la aguja esté en la posición correcta.

Después de que se coloque la epidural en el espacio epidural, se instalará un catéter en su lugar. El catéter permanecerá en la posición durante el resto del parto para que se puedan administrar otros medicamentos, si es necesario.

¿Qué esperar después de la colocación de la epidural?

Después de la colocación de la epidural, la madre comenzará a sentir alivio del dolor en unos pocos minutos. Sin embargo, el alivio total del dolor puede tomar de 10 a 20 minutos.

La madre aún tendrá cierta sensación y movilidad en las piernas después de la colocación de la epidural. Sin embargo, debido a que los músculos están entumecidos, la madre puede tener dificultades para mover las piernas.

Es posible que se le administren medicamentos adicionales a través del catéter para aliviar el dolor si se necesitan. También se pueden administrar medicamentos adicionales para reducir la hipotensión, es decir, la presión arterial baja.

Conclusión

Colocar la epidural durante el parto es un procedimiento común que puede proporcionar alivio significativo del dolor. Aunque puede haber algunos efectos secundarios, como la hipotensión, para la mayoría de las mujeres, los beneficios superan ampliamente los riesgos. Si está considerando la epidural para el alivio del dolor durante el parto, hable con su médico para obtener más información.