tocologo.com.

tocologo.com.

¿Cómo afecta la epidural en la lactancia materna?

¿Cómo afecta la epidural en la lactancia materna?
La opción de usar una epidural es una decisión personal y debe ser considerada cuidadosamente antes de tomarla. Si bien puede ser útil durante el parto y puede otorgar alivio del dolor, puede haber consecuencias que no se hayan considerado. Uno de estos resultados negativos puede ser su efecto en la lactancia materna. En este artículo, exploraremos cómo la epidural puede afectar la lactancia materna y cómo es posible superar los desafíos.

¿Qué es una epidural?

Una epidural es un tipo de anestesia que se administra a través de una aguja que se dirige a la parte inferior de la columna vertebral. Se usa para proporcionar alivio del dolor durante el parto. La epidural bloquea las señales de dolor en el cuerpo de la mujer, lo que puede ayudar a aliviar el dolor y reducir la tensión durante el parto. Sin embargo, también puede tener algunos efectos secundarios, algunos de los cuales pueden afectar a la lactancia materna. Hay varias formas en que la epidural puede afectar la lactancia materna:

Influencia en la producción de leche materna

La producción de leche materna está regulada por hormonas, como la prolactina. Cuando se administra una epidural, el cuerpo de la mujer experimenta un cambio en la producción de hormonas. La epidural puede afectar la producción de prolactina, lo que a su vez puede afectar la producción de leche materna. Además, el uso de una epidural puede hacer que el bebé se sienta un poco somnoliento, lo que puede resultar en que no succione con tanta fuerza, lo que limita aún más la producción de leche materna.

Efecto en el reflejo de eyección de la leche

La epidural puede afectar el reflejo de eyección de la leche. Este reflejo se activa cuando el bebé succiona el pezón, lo que estimula una serie de hormonas para que la leche fluya. La epidural puede hacer que el reflejo de eyección de la leche se ralentice o incluso desaparezca, lo que puede dificultar que el bebé obtenga suficiente leche.

Complicaciones en el parto

En raras ocasiones, la epidural puede resultar en complicaciones durante el parto, como la necesidad de usar fórceps o la realización de una cesárea. Esto puede afectar la capacidad de la mujer para amamantar al bebé inmediatamente después del parto.

¿Qué se puede hacer para superar los desafíos?

Aunque la epidural puede afectar la lactancia materna, existen varias formas de superar los desafíos:

Proporcionar al bebé un contacto piel con piel inmediato después del parto

El contacto piel con piel inmediato después del parto puede ayudar a estimular la producción de leche materna y el reflejo de eyección de la leche. Además, el contacto piel con piel ayuda a regular la temperatura del bebé y puede hacer que se sienta más seguro y cómodo.

Las posiciones correctas

La posición correcta al amamantar es crucial para asegurarse de que el bebé esté recibiendo suficiente leche. Es importante que el bebé esté colocado en la posición correcta y que el pezón esté en la boca de manera que pueda obtener la leche correctamente.

La cantidad de leche que se produce puede mejorar

Hay varios métodos o trucos para estimular la producción de leche materna, incluyendo beber suficiente agua, descansar adecuadamente y comer suficientes alimentos saludables para mujeres lactantes.

Conclusión

La epidural puede tener efectos negativos en la lactancia materna, pero es posible superar estos desafíos. Es importante que la mujer tome en cuenta estos efectos al decidir si quiere usar una epidural. Es posible hablar con su médico o profesional de la salud sobre cómo mitigar cualquier efecto negativo que pueda tener en la lactancia materna. Además, hay muchos recursos disponibles para las nuevas madres para ayudarlos en el camino hacia una lactancia materna exitosa.